Novedades

Inundaciones en Argentina preocupan al mundo_09.03.2015

Montevideo-Hébert Dell Onte Larrosa/TodoElCampo – Las inclemencias ambientales que muchas veces se convierten en tragedias por los costos sociales, en infraestructura,  de vidas humanas, etc., suelen ser noticia a través de los informativos locales o los reportes que realizan  las diferentes agencias de noticias en todo el mundo.

El frío y la nieve en determinadas zonas en Estados Unidos, la sequía de Brasil o Australia, incendios en Chile y países centroamericanos, y las inundaciones en Argentina soy hoy noticias catástrofe.

En algunos casos los costos de esas catástrofes tienen costos muy por encima de lo que se informa.

Si nos detenemos en las inundaciones argentinas no comprenderemos lo que ellas implican si no analizamos, antes que Argentina es líder histórico y de carácter internacional exportando productos agropecuarios.

Por ejemplo, Argentina es el cuarto productor mundial de maíz y el segundo exportador mundial de ese grano. A nivel de soja es uno de los principales productores y se posiciona como segundo exportador de la oleaginosa. En trigo también ocupa un lugar de relevancia. No en vano al país se le conoce como el granero del mundo,  y con un potencial productivo mucho mayor a lo que es hoy debido a que las políticas de gobierno frenan el impulso productor. Pero esa es harina de otro costal, en todo cado vale la pena considerar que a pesar de las trabas del gobierno, Argentina sigue ocupando un lugar de importancia a nivel de producción agrícola.

Pero las inundaciones, esas que por estos días los medios nos informan a diario y de las que la televisión muestra imágenes impresionantes, implican una situación trágica para Argentina, no hay duda. Cientos de ciudadanos del vecino país han perdido sus casas y eso no puede medirse porque una casa es un hogar y este es invalorable.

Lo novedoso (permítanme el término) es que además de las tragedias propia de los argentinos y del país como tal, las inundaciones pueden afectar al mundo, la economía de muchos países, unos que compran y otros que venden producción agrícola, y tal vez afecte negativamente los índices del hambre en el mundo.

Es que las inundaciones podrían causar pérdidas enormes en la cosecha de varios productos ya que las terribles inundaciones  ocurren en la zona norte de la principal región agrícola del país vecino.

La Bolsa de Cereales de Buenos Aires advirtió que la cosecha de soja podría verse afectada.

Efectivamente, las zonas más afectadas por las precipitaciones abarcan las provincias de Córdoba, Santa Fe (la segunda y la tercera más grandes provincias agrícolas del país), Entre Ríos; también están afectadas pero en menor medida Santiago del Estero, el norte de San Luis, y de otras provincias del noroeste.

Para colmo, la Bolsa de Cereales de Buenos Aires añadió que el sur de Buenos Aires están sufriendo de condiciones climáticas demasiado secas, lo que causaría una disminución de los rendimientos agrícolas Esa zona constituye el principal distrito agrícola de la nación austral.

Las inundaciones en una zona y la sequía en otra se dan para un ciclo 2014/2015 en el cual el gobierno habían anunciado una producción récord de soja, pero la situación descrita podría tirar abajo los rendimientos de la oleaginosa que se espera de 58 millones de toneladas. Para el maíz se estimó que la producción podría llegar a los 30 millones de toneladas en situaciones normales, pero claro, ahora nada se sabe.

PREOCUPACIÓN DEL MINISTERIO DE AGRICULTURA.

La situación fue definida como “preocupante” por las autoridades del Ministerio de Agricultura.

Carlos Casamiquela, ministro de Agricultura de Argentina dijo que “predominan los excesos (hídricos) para los cultivos de verano”, agregó que “en algunos casos es preocupante el nivel de agua en zonas bajas o medias”.

PREOCUPACIÓN EN EL MUNDO.

El mundo mira con atención. Una caída importante en los rendimientos de la soja o el maíz argentinos afectaría el valor del grano y todo el mercado internacional se vería afectado.

Antes del final vale la pena recordar que no sólo soja y maíz son las producciones afectadas, también el tabaco, el arroz y la ganadería, por mencionar algunas más aunque de menor porte para la economía argentina y mundial.

 

Fuente: Todo el Campo.

Sitio web optimizado por: Diseño Web
Plugin Modo Mantenimiento patrocinado por: Wordpress modo mantenimiento